La vida en verano es mucho mejor

ISOTIPO
Odio a la gente que prefiere el frío al calor. Odio a la gente que dice que es más feliz en invierno que en verano. Se tenía que decir y se ha dicho. Y es que estoy harto de tener que soportar frases del tipo “uy qué calor”, “este año tengo más calor que nunca”, “hoy hace fuego”. Pues tengo que reconocer que no puedo con ellos. Y aún es peor con los que se quejan en las redes sociales. De verdad que hay alguien que prefiere pasar frío a pasar calor.

Odio a la gente que prefiere el frío al calor. Odio a la gente que dice que es más feliz en invierno que en verano. Se tenía que decir y se ha dicho. Y es que estoy harto de tener que soportar frases del tipo “uy qué calor”, “este año tengo más calor que nunca”, “hoy hace fuego”. Pues tengo que reconocer que no puedo con ellos. Y aún es peor con los que se quejan en las redes sociales. De verdad que hay alguien que prefiere pasar frío a pasar calor.

La solución para no pasar calor es bien fácil. Hay miles de maneras para no tener que estar sometido a los 40 grados de rigor. Cuando se llega a eso, porque aunque se habla mucho de que el cambio climático ha provocado que las temperaturas sean más altas, esto no es así. Es tan sencillo como haber estado en un pueblo para saber que esto es un ‘invent’. Porque los que hemos pasado un verano en el pueblo con nuestros abuelos sabemos que en julio y en agosto hacía calor, y ya está. Todo lo demás es tontería.

Aún así, hoy me siento con buen corazón, quiero darles una segunda oportunidad a todo estos que prefieren el frío al calor. A esos que prefieren ir agarrotados a poder ir luciendo tipazo. Que prefieren ir con cinco prendas a poder ir en bañador. Que prefieren tener que someterse a temperaturas bajo cero, a ráfagas de viento a poder estar en la piscina tomándote una cañita. A poder estar en la terraza de un bar con tus amigos hasta las tantas…pero oye, ellos son así. Pero como te he dicho, no soy tan mala persona y por eso les voy a dar la oportunidad de que den la vuelta a la tortilla y pasen al grupo de los que amamos el verano. Y es que gracias a estas recomendaciones van a poder pasar de una manera más liviana el tiempo estival.

Ventilador y hielo

Os voy a dar un consejo que es lo mejor que puede haber en verano. Y es un pequeño truco tan simple de hacer con un ventilador, hielo y sal. Con estos tres ingredientes se puede conseguir un sustituto casero del aire acondicionado tradicional. Algo que nos viene bien ahora que el precio de la luz está por las nubes. Es tan simple como colocar un cuenco de metal con hielo y sal delante de un ventilador, si es posible en los marcos de las ventanas dirigiendo el aire hacia el interior de la habitación. La sal hará que el agua helada esté por debajo del punto de congelación. ¿Qué te ha parecido este truco?

Un buen toldo

Un buen toldo es la mejor manera de poder evitar el sol del verano. Así pues, la mejor forma es comprarte uno para frenar los rayos de sol. Y bien puede ser para tu casa, para tu chalé  o para tu negocio. Desde Toldos Clot nos recomiendan uno de brazo articulado. La razón es porque tiene un sistema de Toldo Articulado que protege la lona y el propio mecanismo estando recogido. Ideal para balcones y terrazas, como plantas bajas y áticos. Además permite prolongar la vida de la lona y los componentes del toldo También muy útil para establecimientos comerciales. Su accionamiento puede ser manual o motorizado.

Una piscina

Si tienes la posibilidad de tener una piscina a mano, pues poco hay que decir. Un buen chapuzón por la mañana, por la tarde o por la noche es la mejor manera de quitarnos la alta temperatura del cuerpo. Además, si podemos organizar una fiesta con amigos pues ya es la monda. No te preocupes si no tienes piscina privada, siempre tenemos la posibilidad de acudir a las públicas para poder meternos en remojo.

Una caña

Y algo tan simple como bebernos una cerveza es la imagen que mejor refleja lo que es evitar el calor en verano. Y es que el líquido amarillo pasando por nuestra garganta nos hace ser más felices, mejores y disfrutar de unos meses de verano ideales. Yo siempre me imagino en la terraza de un bar con una cerveza y con una tapita. Y es que no hay nada mejor.

¿Y ahora qué? La verdad es que prefiero todo esto a tener que ir con cinco capas de ropa, a tener que estar metido en casa porque hace -10 grados, a no poder coger el coche porque ha caído una helada, o a rascar la luna del coche porque el hielo no nos deja ver la carretera. Yo tengo claro lo que prefiero.

Comparte este artículo
Facebook
Twitter
LinkedIn
Últimas publicaciones

Requisitos para ser tripulante de cabina de pasajeros

Los trabajos y la formación para poder trabajar son necesarios y estar a la orden del día el buscar información…